A través de iniciativas privadas cofinanciadas tendrán su desarrollo los proyectos de los ferrocarriles Lima – Ica y Trujillo – Chiclayo, tal como lo anunció el presidente de la República, Martín Vizcarra, en su Mensaje a la Nación por Fiestas Patrias. Las ejecuciones de ambos proyectos sumarán 552.3 km de nueva infraestructura ferroviaria al país, informó el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC).

La ruta que unirá las regiones de Lima e Ica representará una inversión de S/ 10,520 millones, mientras que la ruta de La Libertad y Lambayeque, S/ 7,420 millones. Los dos proyectos consideran la implementación y puesta en operación de un ferrocarril de tracción eléctrica y de tráfico de pasajeros y de mercancías, que viajará a una velocidad máxima de 200 km/h para el transporte de pasajeros, y de 120 km/h para el transporte de mercancías.

El ferrocarril Lima – Ica cubrirá el recorrido Callao – Lima – Lurín – Chilca – Asia – Cañete – Chincha - Pisco – Ica (323.7 km). El ferrocarril Trujillo – Chiclayo tendrá la ruta Puerto de Salaverry – Trujillo – Chicama – Chocope – Paiján - San Pedro de Lloc - Pacasmayo, Guadalupe – Chepén - Motupe - Eten - Chiclayo.

Por su parte, el ferrocarril Trujillo – Chiclayo se conectará con las redes integradas de transporte urbano de las ciudades principales e intermedias de su ruta, con los aeropuertos regionales y con los puertos de Salaverry y Eten.

El Perú posee actualmente 1,939.7 km de infraestructura ferroviaria, divididos en ocho líneas férreas, de acuerdo con el Plan Nacional de Desarrollo Ferroviario aprobado en el 2016. El 88% de los ferrocarriles son de administración pública y el 12% es de gestión privada.